NIN3S: “El control de tu vida es tuyo, de nadie más”.

El fenómeno musical del 2022 en las lides de la música electrónica tiene nombre propio. Se trata de NIN3S, o del artista antes conocido como Uner o, mejor, de Manu García. Su regreso con el álbum ‘Hopeyard’ (Dorado Records, 2022) ha maravillado a toda una industria nacional y a esos cientos de miles de seguidores que no entendieron el porqué de una retirada en lo más alto de su carrera. Ahora a nadie le puede quedar duda de que todo ha merecido la pena. Hablamos con Nin3s…

Texto: Fernando Fuentes

-Hola Manu, ¿habría podido ser antes Nin3S que Uner o el primero tuvo que ser para que este otro sea?

Soy bastante reacio a creen en eso del tiempo lineal, así que dejemos en que NINES coexiste con UNER. De hecho, siempre lo hicieron y estarán unidos. Es necesario el uno para el otro. Así que los dos han tenido que ser para que todos sean (Risas). Empezamos bien la conversación.

“NIN3S coexiste con UNER. De hecho, siempre lo hicieron y estarán unidos”.

-Si llegas a saber lo que a posteriori ha pasado, y la forma de transcurrir de todo, habrías pasado por Uner o directamente habrías creado a Nin3s?

No habría cambiado ni un momento de mi carrera, es decir, habría pasado por todos los procesos que he pasado ya que eso me ha enseñado lo que sé. Ahora puedo elegir que hacer, con quién trabajar, a quién quiero a mi lado, se quién miente nada más olerlo, me puedo reír de los profesionales que lucen tantos ornamentos cuando tienen mierda debajo de la alfombra para tapar el sol… Todo ese proceso llamado UNER ha sido un proceso invaluable para mí. Gracias a ello estamos hoy aquí hablando.

-¿Y hubiera sido posible un tránsito a la inversa, de Nin3s a Uner?

Absolutamente no. NIN3S es lo más cercano a Manu que ha existido. No se puede involucionar, de hecho, es poco recomendable, aunque veamos a gente haciéndolo cada día.

“Ahora puedo elegir que hacer, con quién trabajar, a quién quiero a mi lado, se quién miente nada más olerlo…”.

-¿Crees que Nin3s satisfice a aquellos seguidores de UNER que, de la noche a la mañana, se quedaron sin su más apreciado DJ y productor y, de momento, sin solución de continuidad?

Nadie se quedó sin nada. UNER siempre va a estar ahí y la música también. Solo fue una ilusión provocada por la falta de información, por la desaparición sin previo aviso público, pero siempre he seguido aquí. Pero espero satisfacerlos si y sobre todo que entiendan que hay un punto en común desde el principio, antes de UNER y es Manu. Es todo un proceso de expresión y de crecimiento y me gustaría que ellos siguieran caminando conmigo, ¡por supuesto! No hay nada más increíble que ver a la gente conectar con tu música y eso es lo que intentaré seguir haciendo. Hicimos muchas cosas juntos así que no hay motivo para no seguir haciéndolas.

Cuando decidí dejar el club, lo hice con todo, es decir: no preocuparme nunca más”.

-Me da la impresión de que cuando ves a un DJ sobre una cabina ante miles de clubbers, por ejemplo en esa Ibiza que tú tan bien conoces, sumido en aquella dictadura del bombo y los bmps por el que tu pasaste, sientes un alivio tan profundo que es complicado de explicar, ¿estoy en lo cierto?

Pues si te digo la verdad, los veo, pero muy pocas veces. Cuando decidí dejar el club, lo hice con todo, es decir: no preocuparme nunca más. Pero sí siento alivio ahora mismo. Justo hace unos minutos leía un email que ya le envié a buen amigo (que nunca más supe de él desde que obtuvo lo que quería, que era dinero…) en enero de 2017 donde le decía, literalmente:

“En 10 años me veo haciendo más conciertos que djsets (siempre lo he visto así). No me veo con 50 años teniendo que aguantar a “iluminados” como S.T. o riéndole las gracias a XX cuando va pedo de ghb”. Personalmente, necesito desarrollar otras facetas, también. No voy a quedarme haciendo lo mismo otros 20 años más. No porque no pueda, sino porque no quiero y mis aspiraciones como músico siempre han sido más variadas que todo eso. 

Hace 10 años solo veía cabinas y viajes y salir del agujero de no tener ni para pagar el teléfono. Ahora, con 40 años, también me apetece sentarme, tocar y hacer otras cosas que antes no habría podido hacer de ninguna de las maneras”. Como ves, las cosas no han cambiado, ni los demás, ni yo. (Risas).

“NIN3S es lo más cercano a Manu que ha existido”.

-El problema para ti no fue UNER en sí, sino todo lo que se montó a su alrededor como modelo de negocio y, sobre todo, los que algunos quisieron conseguir a través tuyo… ¿estamos en lo cierto?

El problema es que llegó un punto en el que yo no tomaba mis propias decisiones según las mías, sino que puse por delante las necesidades de todos los demás y, con el único motivo de que todo el mundo estuviera contento, muchas veces hacia cosas que no quería hacer (pinchar en según qué sitios, no descansar, hacer b2b con gente que no tenía ni un gramo de afinidad musical, etc.). Pero tampoco voy a culpar a nadie. Yo fui el que cometí el error de “dejarme llevar”, guiado por lo que llamamos la “zona de confort”. Gracias a Dios, retomé el control de mi vida, de mis emociones y de mis decisiones. Te aseguro que no volverá a pasar (Risas).

-¿Te llegaste a sentir como un producto en manos de especuladores que comercian con cosas tan maravillosas como son la alegría de la gente y, sobre todo, con la música?

El mundo del dj ya es así. Fíjate que es el sector musical en el que se le da menos importancia a eso, ¡a la música! Hay muchos promotores que no contratan más que por los números en redes sociales, hay agencias que lo único que te piden son fotos y videos para instagram, hay unidades de formación que te explican cómo hacer un ad en Instagram antes de decirte que estudies música, o producción, o … ¿Cómo vamos a rendir cuentas de un modo serio si tenemos un sector totalmente obnubilado por los videos levantando las manos, las fotos en la playa, o lo que estamos comiendo en vez de perseguir que una comunidad conecte contigo por tu música?

¿Un sector que alucina con un dj haciendo el payaso en una cabina con 35.000 likes en una foto y luego no vende ni 1.000 copias/descargas/como lo quieras llamar de su “mal llamada” música? Hay una grandísima parte de especulación, lamentablemente. No creo que más de un 30% de los artistas tengan ese amor tan incondicional por la música, cuando no se preocupan ni en entender que es un acorde mayo o uno menor.

“La oferta, que me llevaría a volver a pinchar o producir como UNER, no sería económica…”.

-¿Recuerdas en qué preciso instante pensaste que hasta aquí habías llegado como Uner? ¿Cuál fue el detonante final?

Ese pensamiento de dejar de ser UNER ya venía de lejos. De hecho, cualquier persona que me conozca, lo sabía bien, así que no venga nadie a decir que fue una sorpresa, porque no lo era ni desde el primer día y todo el mundo sabía que mi última palabra no iba a ser UNER. Pero fue el momento en el que rechazar un bolo en mi semana de vacaciones (cuando no había hecho vacaciones en 12 años, ni incluso había parado cuando murió mi padre, ahí nadie me dijo “para y descansa”), o en la semana de mi cumpleaños me suponía un problema con un agente, pidiéndome todo tipo de explicaciones cuando la única explicación era “no voy a ir porque he dicho que iba a hacer vacaciones”, que me las merecía”. Esos fueron los detonantes finales.

Ese fue el momento en el que dije, ya no hay vuelta atrás… la cagúe haciendo creer a los demás que tenían más poder de decisión que yo mismo en mi propia carrera.

Portada ‘Hopeyard’ NIN3S (Dorado Records, 2022)

-¿Hasta qué punto la soledad de las salas VIP de los aeropuertos son los mejores sitios para tomar desiciones tan trascedentales que cualquiera le puede cambiar la vida?

Creo que cualquier sitio puede ser el correcto para tomar decisiones trascendentales siempre y cuando tengas la cabeza limpia, el alma más limpia aun y estes totalmente conectado contigo mismo, es decir, no tomes unas decisiones pensando en ti el último. La soledad te enseña mucho, te da muchas herramientas de crecimiento y de madurez. La soledad te ayuda a conocerte a ti mismo y a conocer a los demás. Además, ese silencio que da la soledad también es muy agradable. Y no estoy hablando de soledad física. Hay muchas veces que te puedes sentir muy solo, estando frente a 15.000 personas.

“Llegó un punto en el que yo no tomaba mis propias decisiones según las mías, sino que puse por delante las necesidades de todos los demás…”.

-Y de pronto se hizo el silencio… ¿qué fue lo mejor y lo peor de parar para poder seguir”?

Lo mejor fue la primera respiración profunda sin los pesos en las espaldas. Te deshaces de un montón de sensaciones que te das cuenta con el tiempo que no eran tan agradables como pensabas. Lo peor es ver desaparecer a la gente, en un segundo. Eso sí, también te das cuenta de que toda esa gente que desaparece también forman parte de ese “lo mejor” que te podía pasar. Así que si te digo la verdad, ¡¡nada ha sido lo peor!!

-Una curisodad, ¿a quién se lo comunicaste primero? ¿Qué te dijo? ¿Y tu amigo Carl Cox?

Lo hablé con la gente importante para mí, mi familia. A ellos son a los únicos que les debo explicaciones realmente. Mi familia quiere a Manu, ya sabes a lo que me refiero. A Carl Cox, si, se lo comuniqué de hecho, después de mi último show como UNER, que fue el 6 de septiembre de 2019 y además fue con el en Praga. Me dio la enhorabuena por una decisión tan valiente y personal y que cualquier cosa que necesitara, no dudase en contactarle.

“La cagué haciendo creer a los demás que tenían más poder de decisión que yo mismo en mi propia carrera”.

-Tu fortaleza personal, tanto física como mental, fue importante a la hora de ver las cosas con claridad y afrontar un cambio tan brusco y contundente en tu vida personal, como artística… ¿fue clave en ello?

Supongo que sí. He pasado muchos años también cultivando mi mente en otros aspectos que no era solo aprendizaje técnico, o musical. He conseguido llegar a un momento en mi vida que soy capaz de tomar una decisión sin volver a pensar ni por un segundo que habría pasado si hubiera decidido lo contrario. Además, no te voy a mentir: las decepciones ayudan muchísimo a hacerte maduro.

Así que mi edad, mis experiencias y mi estado físico y mental, sí han sido muy necesarios en todo este proceso. Y siguen siéndolo, aunque a veces tenga que pegar dos gritos, como todos (Risas).

“No olvidemos la foto en el restaurante de lujo, mientras tenemos embargos por no pagar impuestos…”.

-Como top-DJ y productor de categoría mundial sin duda eras un rara avis, ¿tu “no a las drogas, a los lujos superfúos y, sobre todo, al ego desmedido, te hizo más libre?

Me hizo más libre mi “me da igual lo que hagan los demás con su nariz y con su dinero”. Yo tenía mis lujos también, pero esos eran el intentar tener tiempo libre para sentarme a comer una pizza en condiciones, o un bocadillo de tortilla en vez de comida preconizada de avión o de aeropuerto. Mi ego lo tiré por el retrete hace muchos años ya. Ya no estoy para estupideces de niño, ni para aguantar berrinches. Ponme el último en el cartel si quieres, ya hare yo lo que tengo que hacer con mi trabajo, para colocarme el primero, y no me refiero a un lineup en un poster. ¡¡¡Eso sí!!! No olvidemos la foto en el restaurante de lujo, mientras tenemos embargos por no pagar impuestos…

“Deberíamos ayudarnos más, deberíamos preocuparnos más por cómo se encuentra la gente que tenemos a nuestro alrededor y ser capaces de no hacer lo que sea por dinero”.

-El nombre de Avicii, ¿qué te sugiere? ¿Te llegaste a ver reflejado en lo que le sucedió?

Me sugiere un triste final, absolutamente. Y como él, muchos otros. Hay momentos en la vida en los que si no te pones en tu sitio, puedes acabar muy mal. Hay muchos problemas mentales en este sector, derivados de muchas cosas distintas: estrés, consumo desmedido de alcohol, drogas, adicción a una vida que no es real, ego blanco (ya sabes a que momentos de lucha de egos me refiero), etc.

Deberíamos ayudarnos más, deberíamos preocuparnos más por cómo se encuentra la gente que tenemos a nuestro alrededor y ser capaces de no hacer lo que sea por dinero. Vi el documental de Avicii en un vuelo viniendo a Estados Unidos y te puedo asegurar que se quedaron muchas cosas en mi mente porque era capaz de sentir realmente lo que podía estar sintiendo, y yo nunca llegué a ese nivel.

Así que, de nuevo, una absoluta y lamentable pérdida para todos, pero una historia de la que sacar conclusiones importantes. El control de tu vida es tuyo, de nadie más.

“Lo único que realmente existe es Manu García, lo demás son solo maneras de llamar a una etapa artística”.

-Una vez tomada la decision, ¿te fuiste fuera de España porque aquí iba a ser más difícil poder desprenderte del personaje de Uner?

No, me fui antes. Y el estar aquí y ver las cosas desde otra perspectiva me ayudó a tomar la decisión final. Molestó a muchos que yo normalizara mi vida, así que la decisión fue muy fácil.

-¿Qué te ha hecho más feliz como artista, Uner o Nin3s? ¿O, quizá, Manu García?

El poder dedicarme a la música, el poder trabajar día a día con música es lo que me ha hecho feliz. Y en eso ha participado UNER, lo hace NIN3S, y lo hace Manu García por encima de todo. De todos modos, lo único que realmente existe es Manu García, lo demás son solo maneras de llamar a una etapa artística.

-Fíjate, me da la impresión de que terminarás, como artista, siendo Manu García; sin akas, ni motes, ni nombres artísticos etc. ¿Cómo lo ves?

¿Ah sí?! Pues veremos que nos depara el tiempo, ¿no? Recordemos esta entrevista dentro de cinco años más y vemos que ha sucedido. Aunque vas con la ventaja de saber que Manu García tiene un peso muchísimo más importante de lo que aparenta (Risas).

“No creo que más de un 30% de los artistas sientan amor incondicional por la música”.

-Eres un artista con un talento especial e incontestable, pero sin trabajo no habrías podido llegar a donde estás, ¿qué porcentaje hay de una cosa y otra en tu carrera?

Mi trabajo y esfuerzo ha sido el centro de todo lo que he conseguido en la vida. Estaría loco si pensara que soy alguien tocado por Dios con un don especial. No. Soy una persona con una sensibilidad quizá especial para la música, pero sin trabajo, ¡olvídate! Trabajar es un gran impulso hacia eso que llamamos la “inspiración”.

-Has dicho en alguna entrevista que en diferentes ocasiones te has planteado dejar de hacer música; yo creo que es cierto, pero será el día en que, tristemente, pases a otra vida…¿has llegado alguna vez a temer por tu vida a causa de tu carrera musical?

Estoy seguro de que todos hemos pasado por momentos de “lo mando todo a la m…”. Yo no voy a ser diferente. Por supuesto he tenido momentos de casi dejarlo todo. Temer por mi vida, he tenido algún susto de peligro físico por un causante externo, pero no, no he temido literalmente por mi vida y menos si nos referimos a estados en los que podemos ser capaces de terminar con ella nosotros mismos. No rotundo.

“Cuando murió mi padre, ahí nadie me dijo ‘para y descansa’ ”.

-‘Hopeyard’ es, en mi opinión, una obra maestra temprana e inesperada que, complicaría la vida de cualquier nuevo proyecto sonoro por el alto nivel de expectativas que ha creado… ¿eso te asusta?

Me asusta, como cada vez que me enfrento a una nueva canción. No es susto de muerte, sino esa sensación de “¿Y ahora que hago?” (Risas).  Sabes bien que soy muy exigente conmigo mismo y este álbum ha sido un ejercicio de auto exigencia bastante extremo, pero creo que tengo aún más recorrido y puede haber sorpresas. No tengo porque entregar ahora algo mejor ni peor, ¡pero quizá, sí diferente!

Creo que esa ha sido una línea importante en el lanzamiento de NIN3S, lo diferente.

“En 2023, NIN3S se presentará en formato concierto. El cómo, me lo reservo para la sorpresa”.

Sabiendo como trabajas me hace feliz pensar que es posible que tengas dos o tres álbumes más de Nin3s ya terminados en tu disco duro… ¿van por ahí los tiros? ¿Alguna exclusiva que nos puedas dar?

Tengo mucha música terminada. No tanto como dos álbumes más peeeeero… (Risas).

¿Exclusiva? Sigo trabajando y habrá más música muy pronto. Aún queda un bonus track del album, quizá la pieza más electrónica pero como bien sabes, ya se están fraguando cosas nuevas y quizá incluso aún más arriesgadas. Pero todo a su debido tiempo.

-Creo que todo el mundo se ha rendido ante este disco que te ha devuelto a la pole-position de la mejor electrónica oriunda y foránea, ¿te esperabas tamaña acogida? ¿Emoción, vértigo, responsabilidad, alegría…?

No me lo esperaba. De hecho, en nuestras conversaciones previas al primer lanzamiento, era mi equipo de trabajo los que me daban ánimos mientras yo me comía de los nervios y del miedo por dentro. Así que, por supuesto que ha sido algo indescriptible para mí, sobre todo el ver que la gente me esperaba.

¿Emoción? Absoluta, ¡como un niño pequeño! ¿Vértigo? Muchísimo, antes de empezar, ¡pero se pasó! Las alturas nos dan buenas perspectivas. ¿Responsabilidad? Muchísima, ahora y siempre. La responsabilidad de ser fiel a mis principios y mi palabra y sobre todo de transmitir eso mismo.

¿Alegría? ¡No te puedo describir cuánta!

“Ha sido algo indescriptible para mí, sobre todo el ver que la gente me esperaba”.

-Tu vertiente cinematográfica crece a diario y alguien podría pensar que tu relación con el cine -desde lo musical y la producción- se está convirtiendo en algo que forma parte, pero a la vez compite directamente con tu trabajo como Nin3s, ¿es así o estamos hablando de la cuadratura de un mismo circulo?

Es esa cuadratura que bien dices. Como bien hablábamos antes, todo confluye y fluye muy cercano ya a Manu García, así que todo esto es un proceso o movimiento natural. La música y el cine han sido siempre mi pasión y no solo me refiero a la composición de las bandas sonoras. Como sabes, estoy inmerso también en una carrera cinematográfica. Ya he podido coproducir dos cortometrajes junto a mi equipo. Uno de ellos, ‘La Barba’ ya lo tenemos en los festivales internacionales y el otro, que además hemos tenido el lujo y la suerte de contar con José Sacristán como protagonista, está ya en el punto de salida también.

Además de la coproducción, compongo las bandas sonoras. Así que es un sueño para mí. Y hay otras cosas ya preparadas para empezar a trabajar muy muy interesantes tanto a nivel de producción como de banda sonora, así que NIN3S, Manu, tanto monta monta tanto.

“Ya se están fraguando cosas nuevas y quizá incluso aún más arriesgadas. Pero todo a su debido tiempo”.

-Eres de retos y tú mismo, quién mejor, te has demostrado que no hay nada imposible. Puestos a soñar, ¿qué te gustaría conseguir en los próximos años?

Poder salir de tour a tocar en los mejores teatros y salas de conciertos del mundo, así como producir una gran producción cinematográfica. Y escribir mi primer libro/novela (no de cómo ser dj, ¡eh!). Producir a varios artistas de pop que tengo en la mente, colaborar con ciertas bandas de rock … Es que conociéndome, no sé cómo me preguntas esto (Risas). Podría pasarme toda la noche contándote sueños.

-Casi para terminar, ¿no existe oferta posible, por estratosférica que sea, que pueda regresar a Uner a una cabina o a un estudio de producción?

La oferta que me llevaría a eso no sería económica. Como ves, lo pongo fácil: no sería una cuestión de dinero. ¿Quién se atreve a probar?

-Para finalizar Manu, ¿cuando podremos disfrutar a Nin3s sobre un escenario? ¿En qué formato y cómo será?

2023, formato concierto. El cómo, me lo reservo para la sorpresa.

-PD: Gracias a ti y a todos los que me habéis acompañado y seguís haciéndolo, en este camino que se ha convertido en el de tantos…

www.nin3smusic.com

www.orfeomusiconline.com

www.facebook.com/nin3smusic

www.soundcloud.com/nin3smusic

Te puede interesar

Shimza-Cbecera
Entrevistas

Al habla con Shimza

El sudafricano Ashley Raphala, conocido artísticamente como Shimza, es una de las figuras destacadas

Playlist Artista del Mes

logo_vicious

Vicious Magazine es una marca registrada de Vicious Media ©.

Todos lo derechos reservados . I Love Vicious SL